Periodistas


Juego fuera de control by yuffiee

 

Juegos Olímpicos Beijín 2008

Madrid, abril de 2008

Desde

 que en 1896 el Barón de Coubertain propusiera el renacimiento de los Juegos Olímpicos, cada cuatro años (con las excepciones de 1916, 1940 y 1944 debido a la I y II Guerra Mundial), una ciudad se convierte en protagonista mundial, con todo lo que ello conlleva. Se le da a su país la oportunidad de demostrar sus bondades y progresos con la excusa de acoger el acontecimiento deportivo más importante del planeta.

 

Ciertamente es el mayor evento dedicado al deporte, pero también es mucho más. Los Juegos Olímpicos suponen una ventana para presentar al mundo lo mejor de un país, su gobierno, su pueblo y sus costumbres. Y un escaparate para que las más grandes firmas multinacionales exhiban a lo grande sus millonarias campañas de patrocinio.

 

El año 2008 es un año olímpico. Beijín ultima los preparativos para acoger la celebración de los Juegos Olímpicos, que comenzarán el próximo mes de agosto. Pero a falta de cuatro meses, al Gobierno chino se le están empañando los cristales de su ventana. Con la polémica por las violentas protestas del pueblo de Tíbet contra el gobierno de China y la igualmente violenta respuesta de éste hacia los manifestantes tibetanos, el mundo ya ha visto un poco de lo peor de este país y su Gobierno.

 

Mientras los medios oficiales y oficialistas del Gobierno chino han intentado minimizar las consecuencias de este desastre, la prensa extranjera ha recopilado imágenes e información que muestran la faceta no censurada de este suceso. Un acto que ha costado la expulsión de los corresponsales extranjeros.

 

Frecuentemente, los medios de comunicación occidentales informan sobre las diversas formas de censura que China aplica tanto a sus medios de comunicación como a los usuarios de éstos, incluso a través de los blogs de Internet, a pesar de que la libertad de prensa está recogida en la Constitución china.

 

Tras la experiencia que los medios occidentales han vivido con la cobertura de las manifestaciones en Tibet, ahora desconfían de que en los Juegos Olímpicos puedan actuar con ‘manga ancha’, tal y como se les prometió desde Beijín meses atrás.

 

China sabe que tiene la oportunidad de mostrarse como un próspero país. Y sabe que la imagen que se proyecte internacionalmente va a depender del trato que dé a los medios de comunicación extranjeros. Entre periodistas y visitantes, quienes con las nuevas tecnologías (móviles, cámaras…) pueden recoger testimonio, en agosto ya no se podrá controlar el juego. 

 

Silvia Loro Martín-Gil. Periodistas- Young Journalism

 

Anuncios

1 comentario so far
Deja un comentario

free games

blog topic

Trackback por free games




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: